JUAN MANUEL PUENTE, VIDA Y OBRA-Juan Francisco Quevedo

JUAN MANUEL PUENTE, VIDA Y OBRA

SEPTENTRIÓN EDICIONES-2018-

img_20190126_101637

JUAN MANUEL PUENTE, PRIMER ARTISTA BIOGRAFIADO EN LA NUEVA COLECCIÓN DEDICADA A CREADORES CÁNTABROS. ESTÁ EDITADA POR SEPTENTRIÓN EDICIONES Y LLEVA POR TÍTULO COLECCIÓN BAÑARES. EN ESTE PRIMER NÚMERO SE PROFUNDIZA EN LA VIDA Y LA OBRA DEL PINTOR DE MAZCUERRAS

 

Siempre que aparece una nueva colección editorial sobre arte se abre una refrescante ventana a la cultura desde la que se puede acceder a la vida y obra de los artistas seleccionados para formar parte de ella. Es el caso de la Colección Bañares, que sale a luz de la mano de Septentrión Ediciones con la intención de dedicar diversos libros a diferentes artistas cántabros.

El primer número de esta interesante propuesta está dedicado a un pintor que es toda una leyenda dentro del mundo pictórico y artístico de nuestra comunidad, tanto como creador como por su actividad cultural al frente de la mítica Sala Robayera, emblemático lugar al que han acudido a lo largo de estos años artistas que gozan de un gran reconocimiento internacional. Me estoy refiriendo a Juan Manuel Puente, un hombre que va mucho más allá de sí mismo, un hombre que proyecta su obra sobre el panorama cultural actual con una voz propia indiscutible, enriqueciéndolo y dotándolo de un empaque encomiable que contribuye al desarrollo y conocimiento de lo que desde Cantabria se hace para deleite de los amantes de la pintura.

Pero Juan Manuel no es sólo el artista y el promotor cultural más importante de los últimos años, no sólo es el hombre que ha sabido llevar sus propuestas a un entorno rural, hasta entonces absolutamente desasistido de apuestas artísticas de peso, Juan Manuel Puente es el hombre llano y cercano, el hombre reservado y observador que nos gana con su bonhomía, con su entrañable personalidad. En él se complementan y desdoblan a la perfección el artista de genio claro y el hombre bueno y tranquilo que camina junto a él. Juan Manuel es y será siempre ese amigo callado con el que invariablemente se puede contar al que un día no muy lejano dediqué estos tercetos encadenados:

        PUENTE, JUAN MANUEL

Fue en una tarde de un día cualquiera

de cualquier mes perdido en la memoria,

cuando la luz caía en Torrelavega.

Una vez pude despejar la incógnita

que en sus luengas barbas queda resuelta

descubrí la ancha ecuación de su bondad.

Emerge Juan Manuel entre los ocres

esenciales de una tierra perdida

entre los solitarios horizontes;

aparece por aquellos pigmentos,

el pintor de trazo cierto y preciso,

el que con genio lo plasma en el lienzo.

En la presentación que se realizó en la librería Dlibros de Torrelavega, Juan Manuel Puente hizo hincapié en esa profunda sensación que le ha acompañado toda su vida y que le remite inexorablemente hacia la tierra, hacia esa unión del hombre en ella y con ella; esa percepción sensorial e impalpable la ha llevado constantemente a su obra. Así mismo recordó sus primeros pasos pictóricos con el caballete a cuestas, como los pintores impresionistas, cuando acudía a embeberse y a reflejar los paisajes de su Mazcuerras natal en los lienzos. Esos recuerdos no son más que el inicio de un recorrido vital y artístico que Carlos Alcorta desmenuza con acierto y perspicacia en la biografía que ha trazado de Juan Manuel, un análisis existencial con el que se abre este libro.

Así mismo, en la presentación, Marta Mantecón, que a su vez es  autora de uno de los estudios críticos que acompañan al libro, recalcó la labor de Juan Manuel Puente como dinamizador cultural. Analizó desde esa perspectiva la trayectoria vital que llevó a Juan Manuel a convertirse en un gran generador de propuestas interesantes, en un gran innovador del panorama artístico de Cantabria, sobre todo por su enorme acierto al haber sabido adaptar al entorno rural y a su arquitectura una labor expositiva de alcance, consiguiendo un equilibrio formal entre el paisaje y la obra exhibida.

Desde aquel lejano abril de 1988, en el que el pintor Juan Manuel Puente inauguró la Sala Robayera han pasado más de treinta años y por su sede y por sus salas han desfilado numerosos artistas que no han hecho sino dar un creciente prestigio a este maravilloso espacio expositivo creado por el artista de Mazcuerras. No es fácil olvidar muchos de los nombres que Puente ha traído a la Sala Robayera, hoy tan sabiamente dirigida por Marta Mantecón. Por citar sólo alguno de ellos podemos recordar la presencia en Miengo de Eduardo Chillida, de Luis Gordillo o de Eduardo Arroyo. No olvidando que en la última exposición que se realizó bajo su dirección y supervisión logró traer hasta Robayera al pintor de Tomelloso, Antonio López.

El apreciado y querido director de la sala de arte Robayera nacido en 1951 es poseedor de una dilatada carrera profesional. La primera exposición individual de Juan Manuel Puente está fechada en el año 1971, en Cabezón de la Sal, compartiendo espacios diferenciados con Faustino Cuevas. La siguiente tuvo lugar en el año 1975, en el Círculo de Recreo de Torrelavega. Desde aquellas iniciáticas manifestaciones se han sucedido numerosas muestras de este artista, tanto colectivas como personales, a lo largo de los cuarenta y ocho años que han pasado desde aquella primera individual.

La pintura que Puente venía desarrollando en los últimos tiempos se construía sobre una serie de propuestas que se basaban en la conjugación de la materia como eje primario y fundamental de su obra. Con ese sabor que nos une a lo más esencial, invitaba al espectador a viajar hacia lo desconocido, a dejarse imbuir por el gusto hacia lo que incardina al ser humano con la tierra, con el origen de todo. El pintor alzaba sobre los lienzos paisajes primordiales que nos conducían hacia una naturaleza desolada, en la que los horizontes delineados formaban una parte ineludible, un componente básico, del sugerente y personal panorama creativo de Juan Manuel Puente.

En su última etapa creativa el pintor se adueña de la perspectiva con la técnica del collage, adquiriendo su obra una energía que se manifiesta patentemente en cada una de las composiciones. Estamos ante la mirada personal, observadora y perspicaz de un artista que se encuentra en una época de absoluta plenitud creativa.

Juan Manuel Puente aborda esta etapa artística que vive actualmente con la firme determinación de romper los espacios convencionales. Para ello, fuerza la estructura de la composición con gran elegancia, fragmentando los característicos espacios de su obra con otros materiales que se introducen en la misma, proponiendo nuevas rupturas geométricas pero sin abandonar la gama pictórica que le acercaba a lo más terrenal. Da forma a un universo personal desde el que hace propuestas de lo más sugerentes; de alguna manera cada obra salida de sus manos es una invitación para adentrarnos en su mundo creativo. Desde él, y en él, sumerge al espectador en la madeja de una complejidad que nos absorbe como si se produjera una ósmosis activa entre los collages que ofrece y la mirada del que acude a contemplar su obra. La capacidad para inducir a esa interactividad es una de las consecuencias más inmediatas que advertimos en sus creaciones más recientes. Éstas presentan unos fondos metafísicos desde los que sobresalen, con cortes perfectos, limpios y claros, los diferentes perfiles que consuman la composición.

El artista consigue traspasar los límites físicos para romper los planos convencionales, de tal manera que con su talento creativo las obras adquieren profundidades tridimensionales. Consigue esta materialización espacial la a través de formas y planos que nos llevan a sus característicos horizontes inabarcables, pero con unas connotaciones que, más que a la pintura, los acercan a la escultura y a la arquitectura. De hecho, muchas de sus creaciones serían, por sus formas envolventes, o por sus formas flamígeras, verdaderas esculturas o representaciones arquitectónicas que, como las catedrales góticas, se elevan al cielo. Bien pudieran ser y parecer verdaderos atlantes o cariátides animados que con su altivez, cuando caminan, parecieran rasgar el cielo con la nariz.

Son permanentes invitaciones a romper los límites racionales para situarnos del otro lado del espejo y descubrir otro nivel sensorial, el del mundo del artista. Todo en su obra es una invitación a la observación placentera.

Los colores que Puente utiliza se enmarcan en la gama cromática que va de los ocres a los marrones, a los que añade el negro y el azul, con impregnaciones discretas y nada llamativas; colores que se integran en todas las obras con una elegancia y una fineza encomiable; cualidades que son sello característico tanto del pintor como de su obra.

Juan Manuel Puente permanece sobrio en el color, como ha venido siendo privativo en su pintura, pero siempre con el sabor de la tierra impregnando nuestras retinas y con un toque de distinción como marchamo particular de todas sus composiciones cromáticas. Para alcanzar esas cotas creativas no sólo hace uso del color sino que también se vale de la textura y de las vetas de los diferentes tipos de papel así como de las múltiples variedades de los cartones que, en una sabia combinación, acabarán componiendo el collage. Con sus composiciones nos lleva y nos transporta a lo primigenio, a esa unión espiritual con lo básico del mundo pero, a su vez, con lo único que se mantiene inalterable. Es un regreso a la propia y verdadera esencia del hombre, a la unión de éste con la tierra.

Antes lo  conseguía en gran medida gracias a esas pinturas que elaboraba con sus propios medios, que confeccionaba, como un nigromante, con la vieja alquimia de las mezclas naturales, a base primordialmente de tierra y óxidos, lo que confería a sus pinturas una riqueza expresiva única y fundamental, que se ponía de manifiesto en cada punto de color, escondido y descubierto entre una relajante y aparente monotonía visual. Ahora, lo logra dando esos matices al papel y al cartón, jugando con los colores, al elegir los tipos de sustrato.

Toda la obra de Juan Manuel Puente es de una pulcritud exquisita; destila honestidad y transmite una imponente y solemne serenidad. Sin duda, un enorme acierto inaugurar esta nueva colección de arte, dedicada a artistas cántabros, con una figura de la importancia de Juan Manuel Puente.

La nueva colección que ve la luz con este primer número dedicado a este pintor, está editada primorosamente por Septentrión. El mimo y el cariño que desbordan sus páginas inmediatamente se trasladan al lector. Nace está colección con pretensiones muy ambiciosas y desde este libro inaugural se vislumbra su alcance e importancia.

Según nos comenta el director de la editorial, Carlos Alcorta, pretende mantener en todos los libros que formen parten de la colección una estructura similar. En primer lugar, una biografía pormenorizada del autor, donde se indagará tanto en las circunstancias personales del biografiado como en una vertiente más crítica del mismo, desde la que se analizará con un espíritu clarificador el conjunto de su obra artística. A continuación irá una selección cuidada y representativa de la trayectoria creativa del autor. Posteriormente se verá acompañada y complementada por un estudio crítico realizado por diversos autores que harán una introspección analítica de su mundo creativo. Finalmente los libros de la colección se rematarán con una serie de fotografías personales y con un amplio currículum del biografiado.

Este primer volumen de la colección ha despertado un gran interés y ha constituido todo un éxito tanto para la editorial como para el artista que inaugura la serie. Ahora se espera con ilusión los siguientes números.

Juan Francisco Quevedo

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en POESÍA. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a JUAN MANUEL PUENTE, VIDA Y OBRA-Juan Francisco Quevedo

  1. Mis felicitaciones, amigo Juan Francisco; tu trabajo literario y de difusión de la cultura me parece muy importante. Con mi abrazo.
    Salud.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s